Masaje lésbico

Los masajes y otras técnicas de relajación ofrecen muchos beneficios para el cuerpo y de eso no hay duda. De hecho, el masaje ha sido reconocido y demostrado, más allá de cualquier duda razonable, que tiene muchos beneficios para hombres y mujeres. Hoy en día, existen muchas terapias de masaje y esto incluye masajes tántricos que sorprendentemente se han vuelto populares, especialmente en las ciudades occidentales más liberales. Sin embargo, los masajes tántricos no son como los masajes comunes, sino que son sensuales, pero también tiene un significado más profundo aparte de la excitación y satisfacción sexual. El masaje tántrico tiene como objetivo brindar relajación total además de despertar los sentidos.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que la excitación y la satisfacción en este masaje es algo adicional. Los masajes tántricos, se llevan a cabo con una magnífica combinación de técnicas que ofrecen una extraordinaria relajación y un gran placer.

Hay muchas técnicas de masaje. Hay masaje Lingam, Yoni y Prostático, que forman parte de un masaje tántrico completo. Es importante tener en cuenta que el masaje Lingam es un tipo de masaje tántrico que se enfoca en los genitales masculinos. La palabra Lingam es simplemente un antiguo término tántrico que describe el pene. Es un masaje que se enfoca en los genitales masculinos, donde quien da el masaje usa una estudiada combinación de movimientos y presiones. El masaje Lingam en realidad ayuda al hombre a expandir su capacidad de recibir placer y sentir las diferentes sensaciones y goce que en el cuerpo se van produciendo. En el masaje Lingam, un hombre puede sentirse excitado y no sólo en la zona del pene, sino en todo el cuerpo, porque la sensación se expande por todo el cuerpo. De hecho se puede llegar al punto de la eyaculación, sin que esto sea el objetivo a conseguir.

Masaje lésbico en Madrid

Masaje Lésbico en Madrid

Otra técnica es el masaje Yoni, que es el masaje de la vagina, considerada sagrada y una zona venerada en el cuerpo de una mujer. Algo importante sobre el masaje Yoni es, que normalmente va más allá del puro contacto físico, y el objetivo es que la receptora y el masajista, se conecten de tal manera que la persona que va a recibir este masaje tenga la oportunidad de relajarse mientras experimenta la gran cantidad de sensaciones maravillosas que se van a producir en su cuerpo. En el masaje Yoni lésbico, no está fuera de lugar tener excitación sexual y orgasmos, ya que puede considerarse como parte del masaje.

Hay que tener en cuenta que el objetivo no es necesariamente tener un orgasmo, sino que las mujeres aprendan sobre su sensualidad y sexualidad para despertar su energía sexual.

El mayor desafío que tienen muchos hombres y mujeres cuando se trata del masaje Lingam o Yoni, es la incapacidad de relajarse y sólo enfocarse en recibir. Un hombre o una mujer sólo pueden ceder su control cuando se sientan muy seguros y tengan la confianza plena necesaria en la persona que da el masaje. Por esta razón, el masaje tántrico, sea Lingam o Yoni, ha de ser realizado por un profesional y no por cualquier persona. Hay personas convenientemente formadas para dar estos masajes y saben exactamente cómo hacer que funcione y cómo ganar su confianza. Los lugares donde puedes encontrar estos profesionales incluyen centros de masajes bien equipados para ello. Cualquier sala de masajes no es apropiada para llevarlos a cabo.

Tantra para Mujeres Lesbianas

Los masajes mencionados anteriormente se pueden realizar de un hombre a una mujer o viceversa. Sin embargo, también lo pueden realizar personas del mismo sexo, conocidas como gays o lesbianas. Cuando se trata de sexualidad, las lesbianas están menos liberadas de lo que se cree porque terminan viviendo según las normas, reglas y tabúes de la sociedad. Además, también hay posibilidad de que incluso personas con una mentalidad más abierta aprendan nuevas y emocionantes cosas, acerca de su sexualidad, que pueden darles un placer adicional.

El Tantra para lesbianas es una situación donde una mujer será la masajista y la otra mujer será la receptora del masaje. Esto puede ayudarles a encontrar nuevas formas de tener paz interior, amor y cómo acariciar y ser acariciadas.

En el masaje erótico lésbico, las parejas también pueden aprender sobre el lado espiritual del Tantra, ya que también ayuda a entender el profundo significado del proceso y la terapia. Sin embargo, esto realmente no es obligatorio, ya que las parejas lesbianas pueden recibir el masaje y adquirir estas experiencias que no se olvidan fácilmente. El masaje lésbico se ofrece por parejas o en centros de masajes de primera clase donde las masajistas dan masajes de calidad a otra mujer y a parejas lésbicas.

Mujeres lésbicas

¿Qué es el Tantra para Lesbianas?

Para que quede claro, el masaje lésbico erótico es un masaje sensual. Sin embargo, es importante entender que a diferencia de otros masajes, el masaje lésbico se hace sin “partes prohibidas”. Esto significa que todas las partes del cuerpo femenino son masajeadas por su compañera, incluyendo las partes íntimas.

El propósito de este masaje es normalmente lograr la relajación total, pero no significa que no pueda haber excitación sexual durante la sesión. De hecho, la excitación sexual es perfectamente normal en un masaje lésbico. Otra cosa a tener en cuenta es que los masajes lésbicos pueden conducir a un orgasmo, pero este en realidad no es el objetivo. Aunque en realidad no hay nada de malo en tener un orgasmo durante la sesión, es importante que el receptor no siempre lo espere.

Preparándose para un Masaje Lésbico

Todos los masajes tántricos, sean masajes Lingam, Yoni, Prostático o Lésbico, tienen el mismo método de preparación. La preparación correcta es el primer paso para recibir y dar un masaje satisfactorio y memorable, y debe realizarse correctamente. Sin embargo, el primer paso será crear un entorno muy relajante y después crear un espacio seguro y cómodo. Crear un ambiente acogedor es importante en el sentido de que permite la relajación total de la mujer y le permite abrirse para recibir un placer ilimitado. Al crear el espacio requerido, se debe considerar lo siguiente:

Que se desea conseguir con el masaje

Aunque la masajista y la receptora en este caso son mujeres, es importante que ambas estén muy relajadas y tengan muy claro cual es el objetivo que se quiere conseguir con este masaje. También es esencial que ambas entiendan que este tipo de masaje realmente no persigue conseguir el orgasmo. En este punto, no se trata de juzgar el propio cuerpo ni comparar ambos cuerpos. Sin embargo, lo que se espera de este masaje es darle a la mujer la oportunidad de aprender a abrir su canal interno de manera que sus sentimientos y emociones se conecten en un nivel más profundo para obtener un control total de su sexualidad.

Crear el Entorno Adecuado

Lo que se pretende conseguir creando un entorno acogedor a la hora de realizar el masaje, es garantizar que la mujer que va a disfrutar de esta experiencia, no esté afectada por sus preocupaciones personales, sino que consiga eliminarlas para enfocarse en la experiencia que va a vivir. Dado que las mujeres aman los detalles y la delicadeza, decorar el área con luces tenues y cálidas así como poner música relajante que acompañe a la sesión, será sin duda una gran ayuda para que ella se sienta a gusto. También es importante que la sala se encuentre a una temperatura correcta para ayudar a la relajación. Por lo tanto, la temperatura de la habitación no debe ser ni muy caliente ni muy fría, simplemente cálida para una mejor experiencia.

Mujeres besándose

Actitud ante el masaje

Aunque tanto la masajista como la receptora del masaje son mujeres, no es sorprendente ver un poco de timidez entre ellas. Realmente no es fácil que alguien se desnude completamente y otra persona masajee sus genitales, a pesar de ser del mismo sexo, y puede resultar incómodo en muchas ocasiones. Esto se debe a que para algunas mujeres, podría ser la primera vez que las tocan de esa manera, especialmente para mujeres que acaban de descubrir esta entidad sexual, y esto podría generar tensión en las primeras etapas.

Por lo tanto es necesario que la masajista sea paciente, delicada y comprensiva para darle tiempo a adaptarse, relajarse y poco a poco entrar en sintonía con ella. En la mayoría de los casos, podría no ser buena idea ir directamente al masaje, en lugar de eso, podría ser mejor empezar con un masaje de cuerpo completo para que la mujer que lo está recibiendo se abra y relaje los músculos, además de dejar que la energía fluya.

Aceites de Masaje Tántrico

Tener el aceite de masaje correcto es muy importante. Sin embargo, hay tener cuidado con estos aceites para masajes, ya que la mayoría de las personas prefieren que se caliente para que sea más agradable al contacto con la piel. Por tanto se puede colocarlo en agua caliente para asegurar de que no se caliente en exceso, pues podría quemar la piel y arruinar la experiencia. El aceite de coco es el más recomendado para el masaje lésbico, pero existen otra gran variedad de tipos de aceites excelentes para emplear durante una sesión de masaje.

Otros elementos que deben estar siempre disponibles antes de comenzar el masaje son: toallas, velas, vaso de agua y otros utensilios que el receptor desee.

Claves para conseguir el máximo placer

La mejor manera de comenzar una sesión de masaje tántrico lésbico es probablemente con una ducha tibia; esto va preparando el cuerpo y lo hace más receptivo para recibir las sensaciones que va a aportar el masaje. Hay que asegurarse de que haya contacto visual en el proceso, ya que comunica complicidad, ternura y amor. Después de la ducha, y una vez totalmente seca, la masajista llevará a la receptora a la sala de masajes para el siguiente paso. Es aconsejable empezar el masaje en otras partes del cuerpo, como piernas, pecho, estómago y espalda, y luego ver cómo se desenvuelve el lenguaje corporal, hasta llegar a las partes íntimas del cuerpo. Todo ha de ir avanzando poco a poco.

El masaje lésbico, se debe hacer con suaves movimientos de manos combinadas con algunas presiones. Normalmente, las caricias lentas y sensuales serán más eróticas y darán más placer a la receptora. Los movimientos han de ser de arriba hacia abajo en el cuerpo de manera suave y la combinación de todos estos movimientos, caricias y presiones ayudarán a la receptora a relajarse adecuadamente y abrirse.

Hay que mantener el control total del corazón y de las manos durante el masaje, pues da amor y atención a la receptora. La masajista también puede usar su propio aliento para magnificar la energía en las manos. Es importante dejar que la receptora entienda que respirar en su vientre ayudará a que la energía se mueva. En el masaje lésbico, se trabaja suficiente tiempo en el pecho, ya que es uno de los puntos de placer de la sexualidad femenina.

Será ideal terminar el masaje con un masaje Yoni completo. En este punto, hay que trabajar con aceites para hacerlo más placentero. Esta etapa requiere masajear sus genitales como en el masaje Yoni.

Tantra para lesbianas en Madrid

Masaje Tántrico Lésbico en Madrid

Madrid, la capital de España, es una de las ciudades más liberales del mundo. La naturaleza liberal de la ciudad garantiza que la comunidad LGBT sea libre de tener diversión ilimitada tanto como lo deseen. Por este motivo, hay excelentes centros de masajes en la ciudad, donde se ofrecen masajes tántricos a los clientes. Estos tipos de masajes incluyen masajes tántricos lésbicos Yoni, donde las terapeutas aplican las técnicas de este masaje a todas las mujeres que lo deseen.

El masaje lésbico tántrico está prosperando en Madrid y uno de los centros donde se pueden experimentar los masajes lésbicos es Luxor Madrid. Es un centro de masajes popular de alta categoría en el corazón de Madrid. Ofrece una extensa variedad de masajes para todo tipo de personas y parejas, con terapeutas especialmente formados, para dar a sus clientes los más exquisitos placeres en su centro.

El masaje Tantra lésbico ayuda a estimular todo el cuerpo femenino y no es estrictamente para lesbianas, como muchas personas piensan. Las mujeres que no son lesbianas o bisexuales también pueden disfrutar de un masaje lésbico en Madrid. Sin importar la orientación sexual, las mujeres reciben mucho placer en un masaje de este tipo e incluso les ayudará a enriquecer su propia vida sexual.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Luxor Madrid